Saltar al contenido

Arco Minero del Orinoco: crimen ecológico y humano (2022)

agosto 18, 2022
Superficie planificada para producción minera en el Arco Minero del Orinoco

La zona de desarrollo estratégico nacional mejor conocida como el Arco Minero del Orinoco (AMO) fue creada por el gobierno dictatorial de Venezuela presidido por Nicolás Maduro, en el año 2016, haciendo uso de una dudosa «ley habilitante», sin la aprobación de la Asamblea Nacional, único poder legítimo para ese entonces en el país.

Por su parte SOS Orinoco, Provea, Human Right Watch, el Observatorio Venezolano de Violencia, entre otras Organizaciones No Gubernamentales (ONGs) han denunciado en diversos informes no solo la presencia en el área de grupos guerrilleros colombianos afectos al régimen como el ELN y las disidencias de las FARC, entre otras mega-bandas delictivas, sino también la deforestación de un área equivalente al tamaño de Trinidad y Tobago o a 677 mil campos de fútbol. 

Índice

Características del Arco Minero del Orinoco (versión oficial)

De acuerdo con el decreto presidencial número 2248 oficializado en gaceta 40 855, el área fue creada con la finalidad de diversificar los ingresos del país con la extracción de minerales. Dicho decreto fue derogado por la Asamblea Nacional tras considerarlo violatorio de los artículos 150 y 187-9 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela. Además en opinión unánime de dicha Asamblea elegida legítimamente el decreto también viola los artículos referidos a los derechos ambientales (127, 128, 129, 130, 304, 327, y al preámbulo constitucional)

La zona se ubica en el norte del estado Bolívar, abarca una superficie de 111.843 Km2 correspondiente al 12 % del territorio venezolano. Esta extensión se compara con la de países de menor tamaño como Suiza, Bélgica, Panamá o Costa Rica.

4 sectores principales

En el área se encuentran seis zonas bajo la modalidad de régimen de administración especial y se divide en cuatro grandes áreas.

  • El área 1 está ubicada en la zona más occidental y se extiende hasta el río Cuchivero, en esta franja se ubican minerales como el coltán, diamantes, bauxita y tierras raras.
  • El área 2 está comprendida entre los ríos Cuchivero y Aro, en esta zona se encuentran minerales como el oro y hierro.
  • El área 3 se encuentra entre el río Aro y la frontera del lado este del territorio del Arco Minero y en ella se encuentra hierro y oro.
  • El área 4 es la extensión del Arco Minero por la zona del Imataca y en esta fracción se ubican cobre, bauxita, caolín, dolomita y oro.

5 dimensiones

El AMO se encuentra conformado por cinco dimensiones que la integran.

  1. Ambiente,
  2. saber y tecnología,
  3. política social y derechos humanos,
  4. seguridad, ciudadanía
  5. y economía productiva.  

Según la información oficial la idea de crear el Arco Minero se basa en solicitud de los habitantes de las zonas en donde se ubica el desarrollo, en donde predominan etnias indígenas que han requerido que las actividades de explotación sean reglamentadas y por los mineros que buscan regularizar su situación. (1 y 1.1)

Impacto ambiental del AMO

La minería es una actividad invasiva con el medio ambiente por lo cual no puede hablarse de que pueda ser ecológica, esta premisa es incluso admitida por el mismo gobierno venezolano que busca que la explotación que se realice en el AMO sea lo más responsable posible. Este compromiso abarca el respeto por la vida de las personas que habitan el territorio y el entorno natural que está compuesto por una diversidad única en el planeta.

En un informe presentado por la ONG Provea (2), encargada de velar por los derechos humanos, se ha enumerado una serie de daños a nivel ambiental y para la salud de los habitantes tanto nativos de la zona como provenientes de otras regiones.

En lo que respecta al daño al medio ambiente destaca la fragmentación de los ecosistemas, mayormente integrados en bosques y selvas las cuales albergan especies de flora y fauna únicas o endémicas, muchas de ellas ya en peligro de extinción.

Las áreas que se talen afectarán a los bosques que permanezcan, la reducción de los árboles provoca sequías y mayores vientos que desfavorecen a las vegetación de menor tamaño. En cuanto a la fauna esta región contiene una enorme biodiversidad, más de la mitad de las especies venezolanas habitan en esta región.   

Especies emblemáticas como la Tonina, el Caimán del Orinoco, el Manatí y la tortuga Arrau se verían más amenazadas de lo que se encuentran actualmente. Esta región se conoce como la más antigua de la Tierra con una historia de 4.000 millones de años de evolución que pueden destruirse en unos pocos meses de explotación minera.

En cuanto a la salud humana ya es conocido en las zonas mineras el daño provocado por la enfermedad de la malaria, transmitida por un mosquito que prolifera en los pozos de las minas. Todas las modalidades de extracción de minerales producen contaminación a todo nivel, las voladuras de terreno se traduce en sobrecarga atmosférica de partículas que afectan el sistema respiratorio y orgánico en general.

Sin duda el mayor daño reside en el uso de químicos dañinos como el mercurio y el cianuro, este último se utiliza para disolver el oro en una proporción de 350 mg por litro de agua y el mercurio se usa para separar el oro de los residuos y sedimentos. Luego es vertido en los ríos o quemado convirtiéndose en un contaminante volátil.

Crimen, violencia y corrupción en el Arco Minero del Orinoco

Las actividades de minería ilegal se efectúan en la zona minera del sur del país desde hace décadas, pero desde el año 2006 se han intensificado, lo que ha provocado que surjan una serie de organizaciones clandestinas que se disputan el control de la explotación ilegal.

Los llamados “Sindicatos”, son grupos al margen de la ley que, bajo la modalidad de las jerarquías carcelarias, dominan todas las fases de la explotación minera. Se encargan de cobrar un porcentaje de al menos el 50% de las ganancias por los minerales extraídos.

Estos grupos han tenido una muy baja atención por parte del estado, por lo que se infiere que con sobornos hayan podido llegar a infiltrar a los funcionarios tanto civiles como militares encargados de velar por el cumplimiento del estado de derecho en las zonas mineras.

La ONG SOS Orinoco ofreció un informe en marzo del 2022 llamado “Presencia, actividad e influencia de los grupos armados organizados en la actividad minera al sur del río Orinoco” (3),  en donde detallan las actividades ilícitas de los grupos armados que operan en el AMO, entre los principales se encuentran las disidencias de las FARC, ELN y megabandas criminales.

Estos grupos al margen de la ley se encargan de controlar la minería ilegal en esta zona de extracción y manejar todos los negocios ilícitos, entre los que se cuentan el contrabando de la producción minera, narcotráfico, extorsión, trata de personas, secuestros y violaciones de los derechos humanos.

La organización internacional Human Right Watch ha recibido denuncias de hechos violentos como torturas, desapariciones y muertes ocasionadas por estos grupos producto de su régimen de terror en donde imponen estos castigos a los que no obedezcan sus reglas.

El Observatorio Venezolano de Violencia elaboró un informe en el que cuentan con registros que dan al estado Bolívar como el tercero más violento del país en el año 2021 al registrar 56,8 asesinatos por cada 100.000 habitantes.

Este informe indica que entre los años 2012 y 2020 han ocurrido 38 masacres en las zonas de explotación minera lo que incluye a 77 personas desaparecidas. Además de la vinculación de los grupos irregulares y bandas muchos de estos crímenes se atribuyen a la actuación de cuerpos de seguridad, solo entre los años 2019 y 2020 ocurrieron en la zona 426 casos de ejecuciones extrajudiciales, cifra que deja muy atrás a los reportes de las masacres por encargo.

Esta organización concluye en su informe que la respuesta del gobierno venezolano ante la actuación de los diversos grupos al margen de la ley ha sido el uso excesivo de la fuerza y ejecuciones extrajudiciales, solo en el municipio Roscio del estado Bolívar la actuación de operativos policiales y militares dejaron cinco veces más bajas que las de los propios delincuentes.

Por su parte SOS Orinoco atribuye el poder de estos grupos a su simpatía con el gobierno venezolano a través de las fuerzas armadas, la Gobernación de Bolívar y las alcaldías. En donde todos los implicados se estarían repartiendo las ganancias que según Transparencia Venezuela, se estiman equivalen al 70% del oro que se extrae y se comercializa de forma ilegal. (4)

Empresas ligadas al AMO

La estatal Corporación Venezolana de Guayana Minerven, venía encargándose de la explotación minera, pero se ha visto superada por las actividades irregulares. Con la creación del AMO se espera la entrada de otras empresas ligadas al gobierno mejor conocidas como “Empresas de maletín” y las grandes multinacionales como la Gold Reserve y Barrick Gold, las cuales se han visto involucradas en crímenes ambientales, violación de derechos humanos y el soborno de funcionarios estadales. (5)

La situación actual del AMO es sumamente preocupante, la expansión del rentismo minero ha traído una serie de daños que van desde los ambientales a los de salud pública. El estado ha permitido estas actividades irregulares mediante un engranaje legal supraconstitucional que resulta violatorio de los derechos básicos de la población y el ambiente.

Mientras tanto a diario se siguen deforestando bosques, vertiendo mercurio en los ríos y abusando de los pueblos indígenas que son los habitantes más vulnerables de la región.

Informe SOS Orinoco sobre la deforestación y cambios en la cobertura vegetal dentro del Arco Minero del Orinoco

En este informe del grupo de investigación independiente SOS Orinoco se analizó la tasa de deforestación en la zona del Arco Minero en los últimos 20 años y su relación con las actividades mineras desde la implementación del AMO.

Solo entre los años 2000 y 2020 la cantidad de bosques, selvas y sabanas deforestadas alcanzaron la cifra de  520.900 hectáreas lo que equivale a la superficie de  677.000 campos de fútbol. Para el año 2020 la cantidad de bosques equivalía a 56.6% de todo el territorio del AMO.

Toda la destrucción aumentó desde la implementación de las actividades mineras que entraron en vigencia en el año 2015 lo que evidencia el fracaso en materia ambiental en la zona por parte del gobierno venezolano.

La actividad minera ha producido la remoción de toda cobertura vegetal incluyendo la remoción de suelo y la consecuente afectación a los cauces de los ríos. La pérdida de bosques equivale a la emisión a la atmósfera de 162 millones de toneladas de CO2.

Entre los años 2015 y 2022 el incremento de la actividad minera en territorio fue de 7.722 hectáreas. La tasa de deforestación promedio en este periodo de tiempo se ubica en 46.024 hectáreas al año. En el año 2015 entra en vigencia el decreto que impulsa oficialmente la creación del Arco Minero del Orinoco, solo en este periodo se genera un tercio de la actividad minera que se observa en la actualidad.

Aunado a estas cifras de daño ambiental en este ciclo se observa el aumento de la migración interna, desborde de casos de malaria y debido al daño al ecosistema se produce la fragmentación de los hábitats boscosos que son la base de la cual depende la mayor riqueza en biodiversidad  de una de las zonas más ricas en lo que a biología se refiere.

Desde el año 2000 en el que se empieza a desarrollar este informe las regulaciones ambientales no han sido suficientes para frenar la descontrolada tasa de deforestación lo que señala directamente al gobierno venezolano de no aplicar las normas de ordenamiento jurídico ambiental. (6)

¿Qué podemos hacer como ciudadanos para tratar de revertir el daño?

La información es crucial en este caso de extrema violaciones a los derechos ambientales y humanos que se presenta en el Arco Minero del Orinoco, actualmente es posible acceder a diversas fuentes que tratan el tema sin ninguna clase de censura como la que ha implementado el gobierno venezolano en torno a este tema.

Recientemente la emprendedora venezolana estadounidense Cristina Vollmer presentó una charla informativa en donde aborda los principales daños al medio ambiente en Venezuela, en ella explica con detalle todas las irregularidades que se cometen en uno de los países que se encuentran en el top 10 de la lista de biodiversidad en el mundo.

Como forma de acción directa de parte de cada persona interesada en la preservación de este patrimonio de la humanidad la primera recomendación es que al comprar una pieza fabricada con oro se exija conocer el origen del mineral para cortar la cadena de comercialización de este oro de sangre.

Esta petición se eleva a toda la comunidad internacional para que incremente el seguimiento de estos recursos de alto valor y el ataque directo a las mafias que los comercializan y que usan los recursos para sus actividades ilícitas en las que se encuentra involucrado directamente el gobierno venezolano. (7)

Fuentes

  1. Arco Minero del Orinoco (AMO): un modelo de minería responsable – Ministerio de Desarrollo Minero Ecológico. (2017, marzo 22). Ministerio de Desarrollo Minero Ecológico; Ministerio del Poder Popular de Desarrollo Minero Ecológico. http://www.desarrollominero.gob.ve/zona-de-desarrollo-estrategico-nacional-arco-minero-del-orinoco/

 1.1. (N.d.-b). Gob.Ve. Retrieved April 12, 2022, from http://desarrollominero.gob.ve/wp-content/uploads/2018/04/triptico_web.pdf

 2.  UCV. (n.d.). PROVEA. Retrieved April 12, 2022, from https://provea.org/actualidad/ucv-consecuencias-ambientales-del-proyecto-arco-minero/

 3.  Presence, activity and influence of organized armed groups in mining operations south of the Orinoco river – SOS Orinoco. (s/f). Sosorinoco.org. Recuperado el 18 de agosto de 2022, de https://sosorinoco.org/en/reports/presence-activity-and-influence-of-organized-armed-groups-in-mining-operations-south-of-the-orinoco-river/

3.1 (N.d.). Nuso.Org. Retrieved April 12, 2022, from https://static.nuso.org/media/articles/downloads/9.TC_Ruiz_274.pdf

4.  F., J. (2022, abril 1). Guerrillas y bandas criminales: las operaciones de los grupos armados en el Arco Minero del Orinoco. El Diario | eldiario.com. https://eldiario.com/2022/04/01/operaciones-grupos-armados-arco-minero-orinoco/

 5.  Foro Arco Minero del Orinoco. (n.d.). Ucv.ve. Retrieved April 12, 2022, from http://www.ing.ucv.ve/jifi2018/forovenezuela.html

 5.1  Venezuela, O. E. P. (2021, December 10). Reporte situación de la minería en Venezuela en tiempos de COVID-19. 2do semestre 2021. Observatorio de Ecología Política de Venezuela. https://www.ecopoliticavenezuela.org/2021/12/10/reporte-situacion-de-la-mineria-en-venezuela-en-tiempos-de-covid-19-diciembre-2021/

 6.  Deforestación y cambios en la cobertura vegetal y de usos de la tierra dentro del denominado Arco Minero del Orinoco entre 2000-2020 – SOS Orinoco. (s/f). Sosorinoco.org. Recuperado el 9 de julio de 2022, de https://sosorinoco.org/es/informes/deforestacion-y-cambios-en-la-cobertura-vegetal-y-de-usos-de-la-tierra-dentro-del-denominado-arco-minero-del-orinoco-entre-2000-2020/

6.1 (S/f). Sosorinoco.org. Recuperado el 9 de julio de 2022, de https://sosorinoco.org/wp-content/uploads/2021/03/27.03.21_informe-sig_v1.pdf

7. Venezuela: Crimen ambiental en el Arco Minero del Orinoco. (2021, enero 31). Las Américas. https://www.diariolasamericas.com/america-latina/venezuela-crimen-ambiental-el-arco-minero-del-orinoco-n4215536

8.  Arco Minero Destroys Venezuelan Forests. (2021, March 25). Global Forest Watch Content. https://www.globalforestwatch.org/blog/es/people/arco-minero-venezuela-mineria-de-oro/

Settings