Saltar al contenido

Afluentes del Río Amazonas

Lista de nombres de los principales ríos y su clasificación

Los afluentes del Río Amazonas o ríos de la cuenca del Amazonas son más de mil (>1000) y se pueden clasificar de muchas maneras:

Principales afluentes del río Amazonas de la A a la Z:

Río Araguaia
Río Beni
Río Branco
Río Caqueta
Río Casiquiare
Río Guaporé
Río Huallaga
Río Iriri
Río Japura
Río Jari

Río Madeira
Río Madre de Dios
Río Mamore
Río Marañon
Río Napo
Río Negro
Río Orinoco
Río Paru
Río Pastaza
Río Putumayo

Río Tapajós
Río Tigre
Río Tocantins
Río Ucayali
Río Xingu

O también podemos clasificarlos por el color de sus aguas y sus características físicas siguiendo un criterio hidrográfico, así lo hizo el profesor Rafael Cartay en el siguiente artículo:

Afluentes del río Amazonas clasificados por el color de sus aguas.

La mayor parte de la gente piensa que los ríos, o mejor que sus aguas,  tienen el mismo color en todas partes y se asombran de cómo un río de un color cae en otro río,  con otro color, y ambos marchan juntos, en paralelo, durante un largo trecho sin juntarse.

El encuentro de las aguas

Eso sucede en la Amazonía cuando, por ejemplo, el río Negro tributa con sus aguas en el río Amazonas, o Solimoes, como lo llaman en el Brasil. 

Tipos de ríos de la Cuenca del Amazonas:

Los ríos en la Amazonía son distintos: unos son de ambientes lóticos y otros de ambientes lénticos.

Esa es la primera diferencia.

Ríos de ambientes Lóticos:

Los ambientes lóticos corresponden a los cursos de agua con grandes caudales y movimiento de desplazamiento, como los ríos del Amazonas

Ríos de ambientes Lénticos:

Los lénticos definen a los cursos de agua de menor caudal y movimiento, como las lagunas y cochas amazónicas.

Otra diferencia son las características químicas de las aguas de los ríos.

Los ríos amazónicos más cercanos a las cumbres andinas, donde nacen, vienen  arrastrando sedimentos en suspensión que los hacen ricos en nutrientes, y de mayor productividad en peces, lo que no sucede con los ríos que nacen en la Amazonía, de menor riqueza biológica. 

4 categorías para diferenciar los ríos del Amazonas según su color.

Me interesa caracterizar los cuerpos de agua de ambientes lóticos, que los expertos clasifican en cuatro categorías: los ríos de aguas blancas (RAB), los de aguas negras (RAN), los de aguas mixtas (RAM) y los de aguas claras (RAC).  

Ríos de aguas blancas (RAB)

Los RAB nacen en la cordillera de los Andes, y tienen largos recorridos, pasando por varios tipos de suelos. Sus aguas son lodosas, turbias, debido a la arcilla, arena y limo  que arrastran. Lo que le da una coloración marrón a sus aguas y enriquece en nutrientes, propiciando la abundancia en peces, mariscos, quelonios, algunos mamíferos y zooplancton.  Allí están los grandes ríos amazónicos: Amazonas, Ucayali, Marañón, Napo, Pastaza, Huallaga, Putumayo.

Ríos de aguas negras (RAN)

Los RAN son tributarios de los grandes  RAB, y nacen dentro del bosque húmedo. Sus aguas son de un color café oscuro, tienen un pH ácido y escasos nutrientes. Son ríos pobres en peces y otras especies acuáticas. La gente los llama “ríos de hambre”. Entre ellos están los ríos Nanay, Itaya, Pacaya, Samiria, Chambira, Cuininico, Nucuray, Tapiche.

Ríos de aguas mixtas (RAM)

Los RAM presentan características compartidas con los RAB  y RAN. Sus aguas van de una coloración que van del marrón claro al verde amarillento, y nacen por lo general en el piedemonte andino ecuatoriano y peruano. Entre ellos, los ríos Macusari y Corrientes.

Ríos de aguas claras (RAC)

Los RAC son ríos de aguas cristalinas debido a que llevan pocos materiales en suspensión, y presentan una baja riqueza de nutrientes y de peces. En esta categoría están los ríos que cursan en la selva alta peruana,  tributarios de los RAB, como los ríos Chontayacu, Tocache, Mishollo, Cañuto, Aspuzana Uchiza. 

La historia alimentaria de los pueblos indígenas o colonos ribereños es muy distinta dependiendo de su localización en las orillas de ciertos ríos. De allí que las comunidades se disputan, a veces en fuertes conflictos,  su ubicación en las riberas de los ríos con mayor riqueza.

Una aventura científica que determinó que el Río Negro no era negro.

Una observación aparte se debe hacer con respecto al río Negro, considerado como el río de aguas negras más largo del mundo. Carlos A. Lasso (1) realizó una investigación  muy completa sobre la riqueza piscícola del río Negro, en sus tramos alto y bajo, concluyendo que el río Negro, a pesar del tono oscuro de sus aguas, no puede ser considerado como un RAN.

Encontró que carece o tiene pocos ácidos húmicos y que su pH va de neutro a ligeramente básico, y propuso calificarlo más bien como un RAC por sus características biológicas.   Señaló que el color oscuro de sus aguas se debe a que el río corre sobre afloramientos graníticos o lajas oscuras. Pero, al contrario de lo que se cree, sus aguas presentan una riqueza en peces comparable a la de los RAB. En su investigación reportó 108 especies de peces. Otra investigación de la Universidad Estadual de Camppinas (Unicamp, Brasil) (2) encontró que los pobladores ubicados en la margen derecha del río Negro, cerca de la ciudad de Manaos, obtienen el 75 % de la proteína que consumen en su dieta con carne de pescados extraídos de ese río.  

 Notas:

1.Lasso, C. A. 2001. Los peces del alto Río Negro, Amazonía boliviana: composición y consideraciones ecológicas y biogeográficas.  Interciencia, Vol. 26 (No. 6), p. 237.

2.Pesquisa, 2002. Los peces y los tabúes dell Río Negro. No. 77.